www.hpvnews.org

  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size

Cáncer Anal

E-mail Print PDF

A finales del 2010, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) dio luz verde al uso de la vacuna Gardasil® de Merck para la prevención de cáncer anal en hombres y mujeres entre las edades 9-26. La nueva indicación puso en evidencia una enfermedad que ya había reunido cierta atención tras la muerte de Farrah Fawcett, por cáncer anal, en 2009.

¿Qué es el cáncer anal?

La mayoría de los cánceres anales son carcinomas de células escamosas que se desarrollan en el canal anal (el pasaje que une el intestino grueso con el exterior de nuestro cuerpo). Las células escamosas son células resistentes y planas que forman parte de la epidermis (la capa más superficial de la piel).

La American Cancer Society (ACS) estima que hay unos 5.200 casos nuevos (con aproximadamente 700 muertes) cada año en los EE.UU. Las mujeres son más afectadas que los hombres, aunque los hombres que tienen sexo con hombres (HSH) tienen un alto riesgo para contraer cánceres anales.

Signos y Síntomas:

  • Sangrado, picazón, secreción o dolor en el ano o el recto (los síntomas pueden ser parecidos a los de las hemorroides)
  • Bultos o protuberancias en el ano
  • Inflamación de los ganglios en la ingle o el ano
  • Cambio en las heces o a la hora de defecar (más o menos visitas al inodoro
  • No todos los casos muestran síntomas, o los síntomas pueden ser de menor gravedad

¿Cuáles son los factores de riesgo para el cáncer anal?

  • La infección con los tipos de PVH de alto riesgo
  • El tener un sistema inmune debilitado (por ejemplo, ser VIH positivo o haber recibido un trasplante)
  • El sexo anal
  • El tener una historia de cáncer cervical o vaginal
  • El fumar

¿Cuál es la relación entre el PVH y el cáncer anal?

Al igual que con el cáncer cervical, los tipos de PVH de alto riesgo se encuentran en la mayoría de los cánceres anales. El PVH produce proteínas que son capaces de "apagar" otras proteínas que el sistema inmune utiliza para reprimir y eliminar las células tumorales. Condicionar la respuesta inmune de esta manera es una parte clave en permitir que las células se vuelven anormales y el progreso a lo largo de cáncer.

La transmisión del PVH en el canal anal se da por lo general (pero no siempre) a través del sexo anal. Dado que el PVH se adquiere por contacto de piel a piel con un área que contiene el virus, la penetración no es necesaria para que ocurra la transmisión. Pero los dedos y juguetes sexuales son también posibles vías de introducción del PVH en el ano, especialmente cuando las lesiones relacionadas con el PVH están presentes en el área genital o perianal. Las mujeres y los hombres gay no son las únicas personas en riesgo: No es raro que el PVH anal sea detectado en hombres sin antecedentes de contacto sexual con otros hombres y en mujeres que nunca han tenido relaciones sexuales anales.

Las pruebas de detección

Citología Anal (prueba de Papanicolaou): La prueba de Papanicolaou anal implica la toma de muestras de células del canal anal que luego se observan bajo microscopio y se examinan para detectar anomalías. Al igual que la citología cervical, el Papanicolaou anal trata de detectar cambios anormales en las células o lesiones del epitelio (superficie de la piel), idealmente antes de desarrollar cáncer. Las lesiones precancerosas anales se conocen como neoplasia intraepitelial anal (NIA) o lesión escamosa intraepitelial (ASIL). Dependiendo de su gravedad, tamaño y riesgo de progresar a cáncer, las lesiones pueden ser clasificadas como de bajo grado o de alto grado.

El seguimiento de pacientes con cambios anormales en las células se detecta a través de una anoscopia de alta resolución (HRA). Un procedimiento similar a la colposcopia cervical, la HRA utiliza un microscopio especial para examinar la zona anal. Cualquier lesión sospechosa detectada recibe una biopsia.

Tratamiento

Las lesiones de bajo grado suelen ser monitoreadas, mientras que las lesiones de alto grado pueden ser monitoreadas o tratadas. El tratamiento para el cáncer anal incluye:

  • Cirugía
  • Radioterapia
  • Quimioterapia
  • Terapia combinada (radiación y quimioterapia en tándem)

Prevención

  • Una vacuna contra el PVH, Gardasil®, está aprobada para la prevención de cáncer anal en hombres y mujeres entre las edades 9-26.
  • Practicar sexo más seguro como haciendo uso de condones. Los condones no son 100% efectivos para prevenir la transmisión del PVH, pero su uso consistente y correcto puede reducir el riesgo de contraer el virus.
  • Deje de fumar.
  • Pruebas anales de Papanicolaou para las personas con factores de riesgo de cáncer anal (ver sección anterior ¿Cuáles son los factores de riesgo para el cáncer anal?).

Recursos
American Society of Colon & Rectal Surgeons: Anal Cancer
American Cancer Society: Detailed Guide to Anal Cancer
Richard Ortoski, DO and Christine Kell, PhD. Anal Cancer and Screening Guidelines for Human Papillomavirus in Men. Journal of the American Osteopathic Association, March 2011. 111(S2), 3, S35-S43.
UCSF AIDS Research Institute. Anal Cancer In Gay and Bisexual Men